Saltar al contenido

Secadora de Ropa a Gas o Eléctrica

Secadora de ropa a gas o eléctrica

La secadora de ropa a gas o eléctrica es la herramienta estándar para quitar humedad luego de lavado dependiendo del material o tipo de tela que contenga la pieza.

En este artículo encontrarás información detallada acerca de, la secadora de ropa a gas o eléctrica, ventajas y desventajas, que se puede encontrar de cada tipo de secadoras, qué funcionamiento nos puede proporcionar y cual se puede elegir al momento de adquirir el servicio o compra de este tipo de electrodoméstico.

La secadora de ropa su funcionamiento es simple el cual, es quitar la humedad luego del lavado de las prendas de vestir o construcción que tenga la pieza y aumentar la vida útil de la pieza de vestir.

Hay que identificar qué tipo de secadora es más conveniente para nuestros hogares de acuerdo a diversos factores como pueden ser, instalaciones y servicios con los que cuenta.

Con esta información te podrás instruir e identificar el diferente tipo de secadoras y modelos recomendados dependiendo del tipo piezas de vestir que vayas a secar para aumentar la vida útil de la prenda de vestir y, para adquirir el electrodoméstico más recomendable.

El tipo de secadora que se tiene o se va a comprar e identificar las instalaciones a colocar en el hogar o con las que ya cuenta es importante porque, si las instalaciones eléctricas cuentan con la suficiente potencia y enchufes para una secadora eléctrica, sería lo más recomendable la secadora eléctrica.

El caso de tener instalaciones de gas o en su defecto tanques portables, sería recomendable optar por este tipo de secadoras que pueden ahorrar energía eléctrica de acuerdo al flujo de aire qué mecaniza este tipo de secadoras.

Desventajas y ventajas.

Este tipo de secadoras necesitan un de voltaje de 110 voltios para su funcionamiento pero, las secadoras que funcionan a gas es necesario, instalaciones de gas natural para el funcionamiento del flujo de aire y condensación del mismo o en su defecto tanques portables de gas.

En cambio las secadoras eléctricas necesitan de bastante electricidad y otro tipo de instalaciones y enchufes dedicados para proveer la electricidad necesaria de 240 voltios y diferentes instalaciones eléctricas para su correcto funcionamiento.

Depende del punto de vista y de las preferencias para determinar ventajas y desventajas en esta sección.

Precio.

En el precio se puede estimar que, diferentes encuestas realizadas dependiendo del país, en el caso de los Estados Unidos reportan que en un 65% las secadoras eléctricas se adquieren pero, se enfocan en el costo de este tipo de secadoras.

En el caso de las secadoras a gas tienen un costo menor pero, si se hace énfasis en el funcionamiento dedicado un año tienen un consumo menor que, puede compensar de acuerdo al gasto realizado en una secadora de funcionamiento eléctrico.

Cómo se menciona anteriormente hay que hacer énfasis de acuerdo al lugar que se va adquirir dicha secadora porque, los costos pueden influir de acuerdo a servicios e instalaciones y tasas de subsidio que se encuentren en los servicios tanto de gas como electricidad.

Instalación.

Se puede identificar que, las secadoras de funcionamiento eléctrico requieren circuitos de instalación 240 voltios para funcionar y las secadoras de funcionamiento con gas requieren de líneas de suministro de gas o en su defecto de  tanques de gas portables.

Hay que identificar que, el lugar o casa debe contar con instalaciones o en su defecto contratar al técnico que, pueda proveer de esto para el funcionamiento de la secadora, depende de la elección e instalaciones con las que cuenta el hogar para la elección de la secadora.

Desempeño.

Secadoras eléctricas cuentan con diferentes instrumentos que se enfocan en un calentamiento gradual de la temperatura solicitada por el usuario, que a priori se empeñan de mejor manera conservando la calidad de la prenda de vestir.

Las secadoras de funcionamiento con gas se desempeñan de manera rápida en su calentamiento y por ende pueden desgastar las prendas de vestir fácilmente, es más efectiva en trabajo masivo y en serie.

Que secadora de ropa elegir.

 

Se pueden encontrar dos tipos de secadoras que a priori desempeñan sobresalientes trabajos, en esta sección también se va a identificar algunos modelos recomendables de acuerdo a la actividad y cantidad de ropa que pueden trabajar.

Secadora de evacuación.

El trabajo que realiza este tipo de electrodoméstico es la expulsión de humedad concentra en las prendas de vestir, la expulsión de la humedad se realiza a través de un tubo.

Se puede considerar una desventaja el mantenimiento dedicado qué necesita ese tipo de secadora.

Secadora de condensación.

Este tipo de secadoras es de las más adquiridas y favoritas para los usuarios porque, es muy adaptable para su ubicación y no necesita de salidas de aire, el agua y humedad que se filtra de las prendas de vestir por medio de un depósito el cual, posteriormente se puede vaciar década secado.

Este tipo de secadora tiene una tecnología exclusiva dedicada a una bomba de calor, su cuidado y mantenimiento es prácticamente sencillo de realizar.

Para quitar dicha humedad basta con realizar una limpieza por medio de un trapo o en su defecto dejar la puerta abierta para que se seque la humedad de la secadora.

Modelo indesit secadora de evacuación.

Esta maquinaria cuenta con un sistema de rotación bidireccional y de fácil instalación, cuenta con temporizador y temperatura a dos niveles, provee de un tanque con una capacidad máxima de hasta 7 kg.

Modelo balay secadora de condensación.

Provee de un programa dedicado a cuidar  las prendas de vestir, tiene dedicado un sensor de humedad el cual, puede identificar cuando la ropa está seca además, es perfecto para ahorrar tiempo y, puede trabajar durante 40 minutos 2 kg de prendas de vestir.

Funcionamiento de una secadora de ropa.

Las secadoras tanto de electricidad y gas funcionan con base en el calor, el cual, filtra aire y realiza giros para secar las prendas de vestir.

En el caso de las secadoras a gas funcionan por medio de un quemador de combustible y la secadora eléctrica funciona por medio de una bobina de calentamiento.

En las secadoras más conocidas funcionan en la combinación de un ducto de ventilación el cual, filtra el aire húmedo y diferentes elementos como pueden ser las pelusas para expulsar por dicho medio.

Hay que tener en cuenta que este ducto de ventilación debe darse un mantenimiento frecuente debido a que la humedad que puede provocar moho.

En una secadora de gas su precio puede oscilar entre los 50 hasta los $100 y se pueden adicionar costo de instalación al no contar con dichas instalaciones, las secadoras eléctricas pueden llegar a tener un costo de $200.

Hay que tener en cuenta la vida útil de estos electrodomésticos en el caso de secadoras con funcionamiento en gas, son más eficientes en un período a largo plazo pero, independientemente de la vida útil otros factores como las instalaciones y necesidades sobre las prendas a trabajar influyen directamente.